Notas de Turquía en 10 bocados

Mientras escribo esto me estoy  muriendo de hambre, los sabores con sus olores parecen ir llegando poco a poco y decirme que recordarlos es otra manera de acercarse a una parte tan importante del país como los edificios otomanos de Estambul, las ruinas de las ciudades y pueblos del Mediterráneo o los pedazos de la historia de la República presentes en todas partes.

El primer bocado es un kebab pero no sólo de ellos vive Turquía, no probar algunos de los restantes puede ser perderse gran parte de los sabores y aromas que ofrece su cocina.

 

Kebab

Kebab turco

Kebap, kabab, kabob, sin duda el plato por el que más se reconoce a Turquía en el exterior. Aunque allí, en realidad, es considerado como kebab cualquier plato que incluya carne asada, principalmente carne de ternera, cordero o pollo.

Quizás la variedad más conocida sea el döner kebab, en la que la carne gira en torno a una parrilla pero, además, existen muchas otras variaciones dependiendo de la región como el shish kebab, que es una especie de pincho, o el Adana kebab, que es algo picante y típico de la región del mismo nombre.

 

Börek

Borek

Hecho con una pasta similar al hojaldre, en capas, pero mucho más blanda, puede estar relleno de queso, verduras como espinacas o carne picada.

Se prepara en grandes fuentes como las baklavas y, más tarde, se corta en raciones individuales que se pueden encontrar no sólo en restaurantes sino también en cafeterías.

Existen también muchas variedades. Algunas de las que se pueden encontrar fácilmente son los sigara böreği, que tienen forma de cigarro como dice su nombre, o los paçanga böreği de la comunidad sefardí turca que están rellenos de pastirma, una carne curada y sazonada con especias como comino, ajo y pimentón picante.

 

Pide

Pide

La mejor manera de describirla es como la pizza turca pero con forma alargada. La base es generalmente pan de pita que se dobla en los bordes y puede tener una gran variedad de ingredientes: queso, pimientos, huevo, cebollas, ternera, etc.

Es muy barata y se puede encontrar incluso en los puestos callejeros de comida.

 

Lahmacun

Del árabe  lahm ala ajeen, que significa “carne sobre pasta”, el lahamacun es también similar a la pizza y una de las recetas más populares del país.

La masa es más fina que la de la pide, está hecha de levadura y se cubre con una mezcla de carne picada, tomate y cebolla.

Buenísima y también muy fácil de encontrar.

 

Balik ekmek

Pescado

Literalmente pescado pan, es decir, un bocadillo de pescado, que es la mejor manera y más económica de comerlo en Turquía sobre todo si se está en Estambul.

El pescado es generalmente caballa y se sirve con un poco de lechuga y limón, no es difícil encontrar un lugar donde comerlo porque se puede seguir el rastro de su olor desde lejos, pero uno de los mejores lugares, sin duda, es el puerto de Eminönü.

 

Simit

Venta de simits

Un simple pan circular cubierto con semillas de sésamo que se puede comer tanto solo como para el desayuno, con té, mermelada o queso.

Aunque se encuentra en otros países de la zona con ligeras diferencias, en Turquía es omnipresente y se puede comprar en muchos puestos de vendedores ambulantes.

Comerte uno es la mejor manera de matar un poco el hambre hasta la hora de comer o cenar.

 

Dolma

Dolma

Muy común en todos los países que un día fueron ocupados por el imperio otomano, como Grecia, Irán o Armenia, el dolma consiste en una hoja de parra rellena de arroz o una mezcla de cebollas, carne picada y especias.

Se suele servir caliente con salsa de yogur y junto a otro tipo de aperitivos o mezze.

 

Gozleme

Gozleme

Hechos con la misma masa del börek, que se llama yufka, tienen una consistencia y sabor parecidos a las crêpes aunque quizás son un poco más densos y, en algunos restaurantes, se puede ver cómo se preparan.

Muchas veces forman también parte de los mezze y, como el resto de platos, los ingredientes con los que se rellenan pueden variar bastante. Los más comunes quizás sean la carne picada, pescado, pastirma, espinacas, champiñones o queso.

 

Lokum

Turkish delight

Lokum viene del árabe luqma, que significa bocado, y son esos dulces que se conocen también como delicias turcas, una especie de gelatinas o gominolas que pueden tener muchos sabores diferentes.

Normalmente están hechas de almíbar y de zumos de frutas, algunos tienen también trozos de frutos secos o están aromatizados con limón, canela, agua de rosas, etc.

Siempre se presentan cubiertos de azúcar en polvo para evitar que se peguen y es muy fácil verlos amontonados en los puestos de mercados y bazares.

 

Dondurma

Helado turco

El helado turco, que hay que probar porque no tiene nada que ver con lo que nosotros conocemos por helado. Lo que más llama la atención es que es mucho más denso y elástico, de ahí que la imagen de sus vendedores moviéndolo y estirándolo a menudo sea común en las calles de todo el país.

Eso se debe a que está hecho de leche de cabra, salep -una bebida de bulbos de orquídea que se bebe caliente- y almáciga, la resina de un tipo de arbusto. Además, con esa consistencia no necesita temperaturas tan bajas.

Una manera diferente de comerlo es la que se muestra en la fotografía. El dondurmali irmik helvasi, que también se puede encontrar por la calle y que no es más que helado con sémola caliente encima y un poco de canela.

 

4 Discussions on
“Notas de Turquía en 10 bocados”

Leave A Comment

Your email address will not be published.